¿ES FIABLE EL SELLO ECOLÓGICO?

Con el fin de atacar a los productos y productores ecológicos, se han publicado numerosas noticias en los medios, en el pasado sobre todo, que denunciaban las prácticas sostenibles y cultura ecológica en general, declarando que los productos ecológicos eran un timo y que no estaba garantizado su carácter como tal, añadiendo a esta afirmación que los productos ecológicos no eran ni más saludables ni más nutritivos que los NO ecológicos.

Frutas de origen ecológico

Definitivamente, y puesto que en Solnatura trabajamos continuamente con productos ecológicos y además los fabricamos, podemos constatar que estas noticias eran puras habladurías difamatorias que carecían de base alguna.

Para poder catalogar de manera oficial a un producto como ecológico, este deberá llevar un sello que así lo certifique. Un producto ecológico es, a modo resumido, un producto en cuyo cultivo o elaboración, no se han empleado productos nocivos, pesticidas ni transgénicos. Es muy posible que haya muchos productores que en sus cultivos no usen sustancias nocivas, y sin embargo no tienen el sello ecológico porque dicho sello cuesta dinero, y además implica una gran cantidad de requisitos y controles periódicos muy estrictos. Cuando un producto lo lleva, tenemos una garantía TOTAL de la calidad y seguridad de ese producto.

Cuando compramos un producto ecológico español, lo identificamos porque tiene un sello de su consejo Regulador, especificando la comunidad de la que procede. Sólo cuando los productores cumplen con el “Reglamento Ecológico Europeo” ​y además cumplen con sus controles de inspección, éstos pueden ser certificados con el sello orgánico de la Unión Europea (UE). Para garantizar el cumplimiento de la estricta normativa europea en producción ecológica, existen entidades autorizadas que realizan controles adicionales.​ Estos análisis y controles se realizan periódicamente a lo largo del año, garantizando al consumidor que está comprando productos libres de cualquier componente nocivo, certificados además con este sello de calidad biológica. Estas entidades reguladoras y controladoras ofrecen garantías de transparencia frente al consumidor en relación al cumplimiento de las normas establecidas para la producción ecológica (Reglamento Europeo 834/2007).

Sello ecológico

Viendo ahora la otra cara de la moneda, ya que los productos ecológicos están avalados por un sello que certifica su cumplimiento con la normativa, ¿no sería justo que, de igual modo, las frutas y verduras invadidas de pesticidas, o los productos industriales con conservantes y aditivos nocivos llevaran también un sello de advertencia del potencial dañino de sus componentes?

Autor: admin

Comparte este artículo en

Pin It on Pinterest

Share This